Éxodo

Imagen

Un salto más de techo y pariré la credulidad,

no vine de tan lejos a pasear mis tempestades.

Vi abierto y entré, tus direcciones aún se me dan.

Parece que la decoración no es tuya, terriblemente no,

has ido recolectando ladrillos que se apuñan como pared,

Y los años comienzan a mecerse por la sala.

Es un seco aburrimiento que a todos se nos da.

No hay nada malo en no comprender,

también se puede visitar sin ser invitado,

Ya no se puede ser siempre lo que uno debe,

Amueblar la casa, cantar en la ducha,

saltar de domingo en domingo sin despeinarse como se debe,

sudar por la estática, abrazar las almohadas.

También traje un par de soles que ya no calientan

Una prosa, una danza, un grito y la canción,

Aún no estreno la necesidad o las querencias

y doné mis convicciones a una venta de garaje.

Vine porque escuché tu nombre en el autobús,

porque es lo que mejor hago.

Soy como un terrible ejemplo de llegar a tiempo,

Además soy torpe escribiendo y hablar ya no se me da

Sólo quería comprobar que existías en algún lugar.